Emorendimiento en tiempos de COVID-19
enfoque-data-driven-medicina

Emprendimiento en tiempo de COVID-19

El emprendimiento pareciera poco probable en estos tiempos: Caída en las economías del mundo, pérdida de empleos, cierre de empresas, protestas en diferentes regiones, la amenaza invisible de una enfermedad y pocos incentivos para salir adelante.

Los visionarios, esos que han amasado fortunas y quizá son también los más sabios, comentan que es justo en las peores crisis donde surgen las grande oportunidades, dicho que viene como anillo al dedo en estos escenarios. Debemos aprovechar este momento dado que en la mayoría de los casos, el confinamiento provee algo de tiempo libre durante el cual se puede pensar y diseñar un proyecto o bien, ajustarlo en caso de ya contar con un plan más aterrizado.

La Organización Internacional del Trabajo, calcula que se perderán 195 millones de plazas laborales a nivel mundial; tan solo en LATAM y el Caribe se calculan 17 millones de plazas perdidas. Particularmente en México, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), instituto que afilia y brinda los servicios de salud a trabajadores del sector privado, reportó que los empleos formales durante el mes de Mayo presentaron una caída del 3.92%, y de acuerdo a sus proyecciones, podría caer 2% más. Este panorama refleja una cruda realidad: si eres asalariado, dueño de empresa o te dedicas al comercio informal es indispensable buscar alternativas a las fuentes de ingreso con las que cuentas actualmente porque el tiempo se está acabando.

¿Por dónde comenzar a emprender?

Al emprender no solo te ayudas tú, permites que la economía se mueva y lo más importante, generas empleos para tu país. Busca el componente innovador que da la tecnología y tendrás un alto impacto en tu industria. Si quieres darte una idea, al respecto de donde existen mayores oportunidades, las tendencias de la OCDE nos dice que consideremos las tendencias en: servicios financieros (23%), salud (11%), tecnologías de la información y comunicación (8%) y educación (8%).

Incluso, puedes abordar el emprendimiento desde 2 enfoques:

  1. Desde las industrias que reportan un incremento en sus ventas son las de seguros, retail y farmacéutico. Este tipo de empresas han visto incrementados sus ingresos de manera exponencial; ejemplo de ello es el incremento de venta del alcohol en gel que tan solo en el mes de Marzo, según Forbes, aumentó en un 800% . Si cuentas con una solución en alguna de estas industrias o estás pensando desarrollar algo (como la startup mexicana Lab U que contaba con pruebas ETS a domicilio y terminó emprendiendo con la prueba del Sars-Cov 2), piensa en las que cuentan con mayor crecimiento.
  2. O desde la nueva normalidad… El fin del confinamiento y la pandemia está cerca, el virus seguirá existiendo pero el mundo abrirá la llave de la economía y encontrará que una recesión económica le da la bienvenida y tendrás menos opciones laborales, por lo que tu decisión será capacitarte para mejorar tus habilidades o empezar con tu propio negocio.

¿Tenemos alguna oportunidad en este nuevo mundo?

Por supuesto que sí, en la medida que nos enfoquemos e identifiquemos las oportunidades, tanto para búsqueda de empleo como para desarrollar nuestros propios ingresos, se acentuará la demanda del “personal digital” o de los servicios digitales. Pasando por la demanda de estrategas, marketeros, analistas y consultores, hasta ingenieros de datos, expertos en inteligencia artificial, robótica, gobernanza de datos, seguridad digital, blockchain y programadores.

Aunque por desgracia no existe una fórmula probada de emprendimiento, me gusta resumir la clave del éxito en una frase de Michael Jordan:

"He fallado más de 9,000 tiros en mi carrera. He perdido casi 300 juegos. Veintiséis veces, se me ha confiado para tomar el tiro ganador y lo he perdido. He fallado una y otra vez en mi vida. Y es por eso que tengo éxito"

Michael Jordan

Aquí te dejo el comercial donde menciona este enunciado, es una verdadera joya de esa época, muestra de que la perseverancia es igual a éxito.

Algunos consejos que puedes aplicar si te animas a emprender:

  • Si estás por desarrollar un proyecto enlista tus ideas. Hay metodologías como el Design Thinking que te ayudan a aterrizar y estructurar tus ideas, en Extendo desarrollamos un webinar llamado “Design Thinking en tu estrategia digital” para darle peso a tus decisiones Data Driven.
  • Prioriza: Lleva una agenda de tus actividades diarias y dale prioridad a las más importantes (lo más importante es desarrollar tu negocio) empata ideas y tiempos con tus talentos para impulsar la llegada de ingresos de una manera más rápida.
  • Valor agregado: ¿Qué ofrece tu proyecto que ningún otro en el mercado lo haga?
  • Prueba: Muéstrala a cierto número de personas (no de manera completa, que sea solo una probadita, para que no te roben la idea) y reúne toda la información de ellos como mejoras o cosas no contempladas.
  • Herramientas: Apoyate en la tecnología y las app gratuitas para una mejor gestión.
  • Tiempo: Como lo vimos en las líneas anteriores, la clave es no desesperar, a menos que tu solución sea totalmente innovadora, los resultados no serán inmediatos y deberás pensar en el mediano plazo.
  • Observa la industria: En este caso las industrias más afectadas en ventas por el COVID-19. Tu objetivo tendrá que ser diferente e innovador, debes descubrir el mejor camino para impulsar las ventas de las industrias más afectadas y literalmente, resucitarlas.

Si ya cuentas con un proyecto, te recomiendo que te apoyes en empresas fondeadoras como Crowd Angel o Play Business, o que acudas a un banco para tramitar un préstamo, pero si requieres celeridad, plataformas fintech como Konfio.com te puden apoyar de manera rápida.

Se aproxima una tormenta mi querido lector a nivel economía y trabajo, debemos ir un paso adelante. Debemos entender el panorama mundial y el entorno del país para garantizarnos el éxito, apoyándonos siempre en herramientas digitales para potenciar nuestro enfoque data driven y tomar las decisiones correctas.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on email